La tarea que hicimos, lo que soñamos hacer

326

A pocas horas de que finalice el año y promediando la gestión que asumimos al frente de nuestra Facultad, nos parecía importante, como parte esencial de este compromiso, dar cuenta de lo que venimos desarrollando y proyectando desde la casa de la ingeniería en Paraná.

Consideramos, es el momento propicio para ensayar un balance, donde podamos observar los objetivos alcanzados aún en un año complejo, con una coyuntura económica delicada. En ese sentido, tenemos que decir que para la UTN Paraná, a pesar de la situación descripta, fue un 2019 positivo, porque pudimos avanzar en diferentes aspectos y de modo muy concreto.

Intentaremos ser sintéticos y claros en la formulación de algunos hitos que sopesamos centrales: seguimos apostando con mucha decisión a la capacitación docente, pudimos realizar obras de mejoras y mantenimiento en la infraestructura de la Facultad, incorporamos equipamiento didáctico para el uso de los docentes y sumamos un aula que interpreta el modo de trabajo en el nuevo paradigma de formación por competencia y aprendizaje centrado en el estudiante. En este marco, tenemos que decir, necesariamente, que el 70% del total invertido en obras, equipamiento y recursos que dan soporte a las mejoras en conectividad, fueron financiados con recursos propios de la Facultad.

Lo propusimos desde un primer momento en nuestra gestión y año a año avanzamos en este sentido: en 2019 logramos ampliar la propuesta académica, incorporando una carrera de pregrado a través de la extensión áulica Crespo, como así también la aprobación de un nuevo posgrado por el Consejo Superior de la UTN.

Creemos, también, significativo haber podido ordenar, de acuerdo a la normativa vigente, el modo en que se otorgan las becas de Ciencia y Tecnología, a partir de la Comisión de Becas, tal cual se específica reglamentariamente. Además, en ese camino, más allá de los módulos que recibe la Facultad para tal fin, pudimos sumar becas con producidos propios.

Otro  dato que da dimensión al crecimiento en el nivel de incidencia de la UTN Paraná en nuestra comunidad -como herramienta de formación en distintos niveles-, es que 2019 fue un año récord en cantidad de personas que pasaron por nuestros cursos de capacitación, formulados desde el área de Extensión. Referimos a instancias que se vienen trabajando desde hace muchos años, con demanda sostenida, como las propuestas en idiomas, pero también a capacitaciones disciplinares que se establecen luego de una evaluación de demanda, en vinculación con colegios profesionales, empresas y gobiernos.

Durante este año que estamos despidiendo, la importante agenda desplegada en realización de jornadas y congresos nos han permitido posicionar a la Facultad en el medio local. Apoyamos con toda nuestra energía diversas propuestas, como la efectuada por la Asociación de Estudiantes de Ingeniería Civil, la competencia organizada por el Grupo de Estudiantes de Robótica o las Jornadas Nacionales de Luminotecnia y logramos una gran repercusión con las primeras Jornadas Regionales en Minería de Datos.

Grupos de investigación y algunas cátedras han formulado sus aportes en ese sentido con congresos temáticos, que si bien definen desde su competencia un público determinado, permiten la vinculación de la Facultad con otros organismos y especialmente movilizan a nuestra comunidad de académicos e investigadores al intercambio con otros actores de la sociedad, al mismo tiempo que permite mostrar nuestra actividad y posicionar a la Facultad.

La vinculación de la UTN Paraná con organismos gubernamentales atraviesa un momento óptimo. Independientemente del color político que dirija los destinos de un determinado municipio o junta de gobierno, la Facultad es una referencia y son permanentes las consultas de esos sectores a la hora de buscar soluciones a cuestiones que tienen que ver con la gestión en áreas técnicas.

Hemos establecido convenios con muchos gobiernos comunales, en otros casos estamos empezando a darle forma a esos acuerdos o iniciando un camino que en el futuro contemple la realización de proyectos comunes, o la apertura de ofertas académicas en otras ciudades, fundamentalmente en el centro y norte de la provincia, donde la posibilidad de los y las jóvenes para acceder a una carrera tecnológica es escasa o directamente nula.

También consideramos que hemos asumido una relación madura y respetuosa con los colegios profesionales. De ese modo buscamos, a través de una tarea mancomunada, dar respuestas y actividades de capacitación disciplinar.

Por otro lado, queremos manifestar la satisfacción que nos genera el nuevo perfil y el alcance que ha logrado FM Universidad (105.7), con una programación que representa el sentido de un medio de comunicación de la universidad pública, informando con rigor y abriendo sus micrófonos a todas las voces, con especial atención a los procesos tecnológicos y de innovación que acontecen en la región.

PROYECTOS Y OBETIVOS.

Sin duda este 2019 realizamos una importante inversión en equipos, servidores y otros dispositivos, aumentando el nivel de conectividad y duplicando la velocidad disponible hasta hace muy poco. Avanzamos en el mantenimiento edilicio, atendimos las patologías adecuadamente y logramos incorporar un sector de sanitarios en la zona aledaña a los Departamentos. Docentes y estudiantes ven facilitadas tramitaciones administrativas, porque acceden a aplicativos digitales: recibos de haberes, declaraciones juradas y certificados de regularidad son algunos de esos ejemplos. Estamos orgullosos de cada avance, pero sabemos que necesitamos seguir trabajando en ese sentido, del mismo modo que vamos a agilizar aún más los servicios que presta la Facultad y resultan esenciales desde el área administrativa.

Merece una mención en este repaso, el cumplimiento de un objetivo que tuvimos desde el inicio de la gestión: en 2019 por primera vez se conformó la delegación local de nuestra obra social, Dasuten, ahora integrada por sus mismos beneficiarios, docentes y nodocentes.

Entre las dificultades, sabemos que sigue siendo muy difícil revertir los niveles de deserción estudiantil a lo largo de las carreras. Lamentablemente no tuvimos en estos años la posibilidad de contar con presupuesto para implementar tutorías, pero ya estamos trabajando en una propuesta para logar financiamiento e implementar ese modo de asistencia con docentes y pares estudiantes que puedan acompañara los que inician su camino.

En este 2020 vamos a seguir apostando a la capacitación docente.En esa dirección queremos incorporar cursos que brinden herramientas para trabajar recursos comunicacionales, como aprender a crear, editar y subir videos a los campus de las distintas asignaturas.

Estamos muy contentos de poder avanzar en la vinculación con el Club de Emprendedores de Paraná y acercarnos desde el espacio de proyecto finales de las carreras. De esa manera,los alumnos y alumnas que estén pensando su proyecto finalpodrán ver y analizar cómo funciona el ecosistema del emprendedorismo, para que eso redunde en mejoras a su proyecto y, a su vez, genere contactoscon algunas fuentes que puedan financiar proyectos y convertir esa instancia en nuevos emprendimientos o ideas de negocios.

Le vamos a dar continuidad al gran trabajo que venimos desarrollando en el programa Nexos, que nos posibilita realizar un aporte a docentes de escuelas medias en cuanto a capacitación, al mismo tiempo que nos brinda la oportunidad que decenas de chicos y chicas conozcan nuestra Facultad y nuestra oferta académica.

Ya avanzamos en la conformación de la Comisión de Género de la Facultad, prevista a partir de la aprobaciónen el año 2018 en el Consejo Superior del Protocolo de Acción Institucional contra la Violencia de Género, ámbito en que están representados todos los claustros. En 2020 vamos a dar continuidad a la tarea de capacitación a la que ya dio inicio y que debe ser sostenida y profundizada a fin de construir una conciencia honda respecto a ejes de respeto en la diversidad y una ética del cuidado.

Estamos en los últimos instantes del año, imaginando la tarea por venir, con alegría y responsabilidad. Queremos compartir estas sensaciones y este compromiso, pero especialmente transmitir este deseo a todos los integrantes de nuestra comunidad académica:por un 2020 de paz, trabajo y muchos desafíos, que habiliten las ganas de hacer y crear, todos los días, en función del bienestar común y el deseo de crecer y aprender juntos.

 

Feliz año nuevo

Alejandro Daniel Carrere

Decano de la UTN Paraná