Graduado de la FRP crea un revolucionario software para aislar el calor en electrónica

356

 

Se trata de una aplicación para diseñar “metamateriales” capaces de desviar el calor dentro del circuito eléctrico y reutilizarlo de forma más efectiva.

El calor generado por las baterías, sumado al del ambiente, pone en riesgo la vida útil de los circuitos electrónicos contenidos en celulares, computadoras, laptops, sistemas de refrigeración, satélites, sistemas de inyección de automóviles y otros productos.

Un científico del Conicet formado en la FRP, junto a profesionales de la Universidad Nacional del Litoral, diseñó materiales especiales capaces de desviar el calor dentro del circuito electrónico de smartphones y laptops para reutilizarlos de forma más efectiva y alargar su vida útil.

El doctor en ingeniería Víctor Fachinotti, egresado de la Facultad Regional Paraná de la UTN, es investigador del Conicet en el Centro de Investigación de Métodos Computacionales (Cimec), que depende del Conicet y de la Universidad Nacional de Litoral (UNL), en Santa Fe. Trabajó en este proyecto junto a dos colaboradores: el ingeniero Ignacio Peralta y el doctor en ingeniería Ángel Ciarbonetti, ambos becarios de Conicet.

En diálogo con radio 97.1 La Red Paraná, Fachinotti contó que trabajaron concretamente en el diseño de “metamateriales”. Es decir, materiales compuestos con propiedades extraordinarias, que no se consiguen en la naturaleza ni en el supermercado. El objetivo es ni más ni menos que crear dispositivos que puedan manipular el calor dentro de los sistemas electrónicos para incrementar su eficiencia.

“Esa manipulación del flujo de calor a voluntad tendría como aplicación someter a las piezas a menos estrés térmico, menos contracción, todos esos ciclos que terminan deteriorando una pieza”, detalló el entrevistado. “Si se logra manipular el flujo térmico de una pieza, se le prolonga la vida útil”, acotó.

Fachinotti especificó que en ésta etapa de trabajo lo que desarrollaron es un método más potente que los utilizados hasta ahora para diagramar piezas. Ese es el aporte de los investigadores.

“Ahora le toca a un industrial tomar esa herramienta computacional que desarrollamos y aplicarlas a sus necesidades”, dijo.

El científico indicó que es amplio el poder de acción del software creado: desde un celular hasta edificios enteros. “Lo que creamos es un nuevo paradigma en aislación. Para aislar térmicamente una zona es mucho mejor diseñar un recubrimiento con metamateriales, usando nuestro metodología, que cubrirlo entero de silicona”, concluyó.